Saltar al contenido

Alivio y gestión del estrés con las artes del Tai Chi Taoísta®

El estrés nos puede aportar la energía para superar retos a corto plazo. Sin embargo, el tener estrés a largo plazo en nuestras mente y cuerpo puede tener efectos negativos en todos los aspectos de nuestro ser.

Afortunadamente, la investigación y  la experiencia demuestran que el Tai Chi contribuye a que las personas gestionen y alivien el estrés de forma saludable. Con la práctica del Tai Chi Taoísta® las personas se sienten relajadas mental y físicamente, al tiempo que se encuentran más fuertes y con los pies en el suelo. Aumenta la energía, pero aporta una cualidad meditativa que calma y tranquiliza la mente y aporta atención y claridad. Los efectos secundarios físicos disminuyen y las personas que lo practican disfrutan de una sensación de bienestar.

El estrés afecta de forma diferente a cada persona. Es posible que te sientas preocupado, agotado y abrumado, o que tengas problemas para centrar la atención o que sufras pensamientos acelerados e insomnio. Puedes creer que te encuentras en modo de «lucha o huida» todo el tiempo. En algunas ocasiones, el estrés se presenta físicamente en forma de dolores de cabeza, problemas estomacales o enfermedades frecuentes. No hay duda de que el estrés interfiere en tu capacidad para disfrutar de la vida.

Como contraste, la conexión que dan las personas que practican con calma las artes del Tai Chi Taoísta® juntas en armonía aporta quietud y alegría.

Ansiedad y depresión

Síndrome de estrés postraumático

Prueba la artes del Tai Chi Taoísta®

Reducir el estrés con las artes del Tai Chi Taoísta®

Varias personas hablan sobre cómo las artes del Tai Chi Taoísta® les ayudan a reducir el estrés crónico y gestionar mejor las situaciones estresantes de la vida.

Encuentra una clase

 

¿Qué dicen las personas sobre su práctica de las artes del Tai Chi Taoísta® para aliviar el estrés?

Cuando empecé a practicar Tai Chi Taoísta® a los 28 años, estaba al final de una relación que se estaba rompiendo. Todavía vivíamos juntos, pero ya solo discutíamos. No era infrecuente llegar a una clase después de una pelea y tener que contener las lágrimas.

Después de una hora y media de hacer lo que parecía prácticamente nada en silencio con 15 extraños, me sorprendía al descubrirme sintiéndome como un ser humano normal otra vez. Eso fue lo que me hizo volver.

Después, con la mente abierta al poder de la práctica, puede hacer los cambios necesarios para comenzar esta búsqueda constante de profundización en la curación y el equilibrio. 

– Scott, Victoria (Canadá)

La práctica del Tai Chi Taoísta® tranquiliza mi mente… 

– Bobbie, St Catharines (Canadá)

Mi vida laboral como veterinario en un pueblo pequeño es muy agitada y con gran intensidad de estrés. El agotamiento y el suicidio están bien descritos en nuestra profesión. 

Desde mi primera clase en las artes del Tai Chi Taoísta® hace 25 años, sentí la calma al movernos todos juntos en silencio. La práctica de las artes del Tai Chi Taoísta® me ha salvado la vida y me ha permitido continuar cuidando a las personas y los animales de nuestra comunidad.

– Jim, Southern Interior (Canadá)

La práctica del Tai Chi Taoísta® me ha aportado unas capacidades valiosas para sobrellevar la gestión del estrés y la ansiedad. Me ha enseñado a reconocer inmediatamente cuándo aumenta el estrés. Gracias a esta conciencia, puedo superar y controlar la ansiedad antes de que me domine, por lo que tengo un enfoque calmado, más equilibrado y placentero de la vida.

– Wendy, Haida Gwaii (Canadá)

 

Como empleado de primera línea en atención al cliente, en ocasiones me tengo que enfrentar a situaciones complejas. No mucho después de que empezar con la práctica del Tai Chi Taoísta® noté una calma que estaba aportando en estas situaciones potencialmente estresantes. Además, mi calma parecía ayudar a aliviar la angustia del cliente por su problema, lo que solía tener como consecuencia un resultado más positivo.

– Debbie, Sooke (Canadá)

Debido a algunos acontecimientos en mi vida durante los últimos dos años he sentido miedo y estrés a niveles inimaginables. La práctica del Tai Chi Taoísta® me ha dado el regalo de encontrar y volver a encontrar el equilibrio, la atención y el alivio. Cuanto tengo miedo, me cierro, la práctica del Tai Chi Taoísta® eleva mi espíritu y abre mi corazón. Siento mucha gratitud.

– Gill, West Vancouver, Canada

La práctica del Tai Chi Taoísta® de ayudar a otras personas ha influido positivamente en mis niveles de estrés. Solo con llegar a la clase y poner el té o mover los muebles para preparar el espacio, me hace sentir de inmediato más relajada, feliz y más conectada. Estoy muy agradecida por estas artes.

– Felicity, Sunshine Coast (Canadá)

La práctica del Tai Chi Taoísta® ha cambiado realmente mi vida. Me siento mucho más calmada ahora y no siento tanto estrés como solía. Soy más capaz de dejar ir las preocupaciones y el estrés leves. ¡GENIAL!

– Mary, Vancouver (Canadá)

Siempre he percibido el valor físico de la práctica del Tai Chi Taoísta® para ayudarme a calmarme, encontrar el equilibrio y gestionar el TDA y la ansiedad. Recientemente, tras pasar por una época muy complicada, me he sorprendido por lo calmado, arraigado y alegre que me he mantenido. 

Lo atribuyo a mi práctica de las artes del Tai Chi Taoísta®. El poder enfrentarme y aceptar los cambios y la incertidumbre, poder dejar ir las preocupaciones sobre lo que no puedo controlar para poder centrarme en las cosas en las que puedo influir y ser amable, comprensivo, útil y respetuoso con otros se han convertido en aspectos clave de quien soy y de lo que practico todos los días. 

– Tom, Tsawwassen (Canadá)

“Tengo una personalidad del tipo ‘A’ y la práctica de las artes del Tai Chi Taoísta® me ha calmado totalmente. Lo han notado casi inmediatamente mi mujer y los familiares cercanos.” 

– Dave, Winnipeg, Canada

En algunas ocasiones las demandas del mundo dejan aisladas a las personas, intentado cumplir todos los roles o constreñidos por sentir la presión o ambos.

Cuando practico Tai Chi Taoísta®, siento calma. Es una forma de abrir la conciencia hacia el interior y el exterior, observar el equilibrio y cultivar la fortaleza en la relajación. Las ventajas se sienten a nivel físico, mental y emocional.

– Monica, Campbell River (Canadá)

¿En qué ayuda la práctica del Tai Chi Taoísta®?

Las artes del Tai Chi Taoísta® son un camino de transformación que tiene consecuencias potentes y positivas en nuestra salud. Esta forma de meditación en movimiento afecta profundamente el sistema nervioso y el cerebro y reduce la ansiedad, alivia el espíritu y calma y limpia la mente.

Las artes del Tai Chi Taoísta® engloban un rango completo de movimientos con estiramientos profundos y giros constantes de la columna vertebral. Ejercitan toda la fisiología, incluidos los sistemas muscular, esquelético y circulatorio, así como los tendones, las articulaciones, el tejido conjuntivo y órganos como los pulmones. Este enfoque en todo el cuerpo tiene un efecto profundo en nuestra salud y aumenta la fuerza, la flexibilidad y la resistencia, independientemente de nuestro estado.

Mantente relajado – Ten energía – Mantente calmado

Encuentra una clase

 

Cookie Control Icon