Saltar al contenido

Las Artes del Tai Chi Taoísta® y la rehabilitación tras un derrame cerebral

Si ha tenido un derrame cerebral, ya sea hace poco o hace muchos años, sabrá que los derrames cerebrales pueden causar una serie de problemas según el área del cerebro que haya resultado afectada. Los problemas de equilibrio, coordinación, debilidad, habla, visión, cognición y estado de ánimo pueden ser algunos de los numerosos retos de la recuperación. Lo que es más importante, un derrame cerebral puede influir gravemente en las ganas de vivir. Por suerte, la investigación del tai chi y la rehabilitación de los derrames cerebrales demuestra que el tai chi puede ser de ayuda. La práctica del Tai Chi Taoísta® mejora la neuroplasticidad, ya que la relación entre el movimiento del cuerpo y el cerebro abre nuevas vías neuronales. Gracias a la práctica del Tai Chi Taoísta® muchas personas se sienten más fuertes y con más equilibrio y coordinación, y se mueven con más flexibilidad y libertad. Logran avances funcionales que nunca esperaron y perciben que tienen más energía y un estado de ligereza y bienestar.

Prueba ahora las Artes del Tai Chi Taoísta®

Recuperación de 9 derrames cerebrales - La historia de una persona que mejoró su calidad de vida gracias a la práctica del Tai Chi Taoísta®

Me llamo Sasha. Mientras estaba de vacaciones, sufrí nueve derrames cerebrales. No podía estar de pies, andar, hablar, ver ni comer. Tenía que empezar de cero otra vez. Las Artes del Tai Chi Taoísta® me han ayudado mucho: me han devuelto mi vida.

¿Cómo funciona?

Las Artes del Tai Chi Taoísta® abarcan un completo abanico de movimientos con estiramientos profundos y el giro constante de la columna vertebral. Se ejercita toda la fisiología, incluidos los sistemas muscular, esquelético y circulatorio, así como los tendones, las articulaciones, el tejido conjuntivo y los órganos. Este enfoque en todo el cuerpo tiene repercusiones profundas en nuestra salud, al aumentar la fuerza, la flexibilidad y la capacidad de recuperación. Da igual cómo se encuentre, las Artes del Tai Chi Taoísta® se pueden adaptar para que cualquier persona pueda experimentar un cambio y desarrollo profundos.

Muévase con confianza – sea activo – sea social

Encuentra una clase hoy

¿Qué dicen las personas que se recuperan de derrames cerebrales acerca de las Artes del Tai Chi Taoísta®?

“Comencé porque tenía problemas de espalda. Llevo 11 años sin sentir dolor. Con frecuencia se me olvida que sufrí un derrame cerebral el diciembre pasado. He recuperado por completo la pérdida mental y física gracias a la práctica [de las artes] del Tai Chi Taoísta®.”

– Dave, St. Catharines (Canadá)

“Sufrí un derrame cerebral a causa de la presión arterial elevada y el estrés. La práctica del Tai Chi Taoísta® contribuye a bajar la presión arterial y me tranquiliza porque me centro en el momento.”

– Alice, Haida Gwaii (Canadá)

“Comencé a practicar Tai Chi Taoísta® para acelerar la recuperación de un derrame en el hospital al mismo tiempo que las terapias hospitalarias. Pude reducir en gran medida la necesidad de terapias ambulatorias porque acudí a más clases de las Artes del Tai Chi Taoísta®.”

– Steve, Sudbury (Canadá)

“Tuve un derrame cerebral hace más de un año y después el equilibrio y la memoria habían cambiado. Los movimientos repetitivos de las Artes del Tai Chi Taoísta® han mejorado mi capacidad para recordar más y retener recuerdos nuevos. Los movimientos suaves, lentos y controlados resultan eficaces para mejorar mi equilibrio. El tomarme el tiempo para practicar de forma habitual las Artes del Tai Chi Taoísta® ha aliviado mucho el estrés, lo que me ha hecho ser más positiva y feliz. Estoy agradecida por la práctica de las Artes del Tai Chi Taoísta® en mi recuperación después del derrame, y creo que la práctica del Tai Chi Taoísta® [sería] de ayuda para otras personas que se recuperan de derrames cerebrales.”

– Mary, Haida Gwaii (Canadá)

“La práctica del Tai Chi Taoísta® ha sido una influencia positiva en mi recuperación y rehabilitación en curso después de sufrir un derrame grave en enero de 2016. Comencé 6 meses después del derrame, entonces usaba un andador y, en pocos meses, dejé de utilizarlo. La ayuda, la enseñanza y la motivación que me han dado en las clases de las Artes del Tai Chi Taoísta® no solo me han ayudado a volver a caminar, sino también a pensar en mí mismo como un superviviente y no como en una víctima.”

– Brian, Surrey (Canadá)

“Estaba acostumbrada a practicar muchos deportes y actividad física. Para mí fue bastante duro no poder seguir con estas actividades después de haber sufrido un derrame que me dejó muy mal el equilibrio. Creo que las Artes del Tai Chi Taoísta® son una disciplina excelente que se adaptaba a mi situación. Me gusta formar parte de un grupo de personas que practican juntas, algunas con problemas físicos parecidos, y que me traten con entusiasmo y sin que me juzguen. Me gusta aprender una disciplina nueva y llegar a un estado parecido al de correr largas distancias o nadar.”

– Margaret, Parksville (Canadá)

Cookie Control Icon